Llamados a ser de bendición…

El tener una Iglesia donde poder congregarse, buscar la bendición de Dios y encontrar personas que nos ayuden a pasar lo momentos difíciles es muy importante.
Entre el Pedro que negó a Jesús y el que sanó al cojo de nacimiento hubo una enorme diferencia… y esa es la presencia del Espíritu Santo después de haber estado en el aposento alto. No era casualidad que al salir del templo no tenga nada en el bolsillo, al igual que Juan, era porque Dios quería usarlos.
Satanás siempre quiere que dudemos del poder de Dios que opera en nuestra vida para bendecir a las personas. No somos poca cosa… somos personas elegidas por Dios para extender el evangelio con poder, aquí en la tierra.
Permití que Dios te use y las cosas van a ir cambiando de a poco, tenés un gran poder en tus labios y en tus manos. Que las adversidades y problemas de este tiempo no te detengan.

Anuncios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s